IoT: La mayor parte del conocimiento se extraerá de máquinas

Me encuentro que en la mayoría de empresas con las que trabajo almacenan muchos datos, incluso los tratan con nuevos lenguajes de analítica… pero no se toman decisiones de negocio asociadas a los datos. Ni siquiera estamos siendo capaces de permitir a las máquinas de tomar decisiones de manera automática.

Lo que está pasando actualmente es que el ecosistema al que estábamos acostumbrados está cambiando y va a cambiar más y más. Se multiplican las fuentes de origen de los datos, de la frecuencia semanal que recogíamos y tratábamos antes ahora pasamos a la frecuencia al segundo. Es decir, estamos pasando de poca variabilidad en conductas, en negocios a mucha variabilidad en todos los sentidos, lo que hoy funciona puede no funcionar mañana, lo que hoy vale mañana ya está anticuado

Pero la tecnología se está adaptando rápidamente a estas nuevas necesidades. Cada día avanzamos impacablemente en ese sentido. Sin embargo no estamos avanzando con la misma velocidad en adaptar el negocio a este nuevo ecosistema del negocio. La clave está ahora en poner la inteligencia a los datos, que ahora son un activo y hay que gestionarlos como tal.

Gracias al crecimiento de Internet of Things (IoT), el concepto de que todos los dispositivos se conectarán y automatizarán es cada día más normal. Y lo que es más importante, la mayor parte del conocimiento en el futuro estará almacenado y se extraerá de máquinas.

Realmente lo importante es que todo está conectado, ya no es tan claro qué es off y qué es on, todo estará en los chips, como decía antes, en máquinas. De hecho, los chips se están abaratando tanto que al final todo tendrá el suyo propio :) Es ahora cuando las empresas deberán recoger esa información desde los sensores o chips para poder tener esa ventaja de conocimiento que antes no tenían.

La investigación o el análisis tradicional no muere, pero cada vez más la tecnología va aprendiendo y es capaz de realizar investigación por sí misma, por lo que la realidad pasa por algoritmos que nos permitan entender los cambios, esa variabilidad del momento, identificar esos momentos de microsegmentación en el dispositivo adecuado…

Ecosistema IoT

 

Por eso cada vez tiene más sentido que se junte el enfoque táctico (qué voy a hacer con la información) con el enfoque estratégico (qué necesito) para poder discriminar el ruido, tener mucha más información al momento y lograr ser más eficaces y adelantarnos a las necesidades del individuo.

Entender cómo los usuarios interaccionan con los dispositivos, con el marketing que introducimos en los dispositivos, con los entornos que ponemos a su disposición, nos da un valor incalculable para saber qué acciones tomadas son correctas y cuáles han de ser evaluadas y mejoradas porque no consiguen su objetivo. De hecho de lo que se trata es de ser testigos de las decisiones que toma el usuario en el momento justo. Los datos son nuestros ojos!

Porque los dispositivos (IoT) empiezan a aportar más datos que cualquier otra fuente de origen. Cada vez existen más sensores, sistemas de geolocalización, etc…. Si esta información la complementamos con datos de participación social o incluso datos de emociones por ejemplo, tendremos un patrón muy sólido de la conducta del usuario y de cómo va evolucionando. La idea es construir un puente entre las empresas y los consumidores. No podremos hacerlo si no entendemos al usuario :)

La conducta de estos usuarios nos permite recoger información sobre la actividad de los usuarios en todo su día (y muchas veces la noche), a diferencia del PC que está limitada a unos determinados horarios y condiciones. Esto desde la perspectiva del marketing es muy potente, ya que nos permite llegar al consumidor en cualquier lugar, momento, etc…

Un ejemplo claro de los nuevos modelos de negocio que pueden darse con la información de los dispositivos es a raíz del uso de aplicaciones como Twitter o TrypAdvisor que permiten determinar la localización de los usuarios y se puede generar información comercial microsegmentada en el momento preciso. Esto implica tomar decisiones en tiempo real y aquí es donde entra el Big Data.

El reto está claro, entender el viaje completo del usuario para optimizar todo lo relacionado con nuestro negocio (impacto, conversión, retención, venta cruzada, recomendación, …). El reto está en replantearnos los procesos actuales de nuestra cadena de valor en la empresa para ser más eficaces.

InternetOfThings

 

                                                     (imagen de knowledgeblob.com)

Calcular el valor potencial que tendremos en un futuro cercano en entornos como la salud, el sector aeroespacial o el automovilístico donde ya se ven avances importantes, es complicado pero en términos de datos, donde no estamos usando ni la ínfima parte de lo que se está generando en 2015, el recorrido que puede tener es espectacular.

Ahora mismo la revolución está en la parte que más tiene que ver con la tecnología y es la que está avanzando a pasos agigantados pero no podemos quedarnos atrás en materia de conocimiento de información que permita sacarle partido a este nuevo entorno de datos.

Lecturas interesantes:

The Internet of Things: Mapping the Value Beyond the Hype

Gartner -> Internet of Things will grow to 26 billion units by 2020

Eventos IoT

“Gemma es diplomada en informática y tiene un master en Web Analytics por la Universidad British Columbia. Sus 8 años de experiencia como Web Analytics Manager en Bankinter, Panda Security y sus colaboraciones con clientes como Iberdrola, Fundación Telefónica, Grupo Meliá, Carrefour y Línea Directa le avalan como una de las mejores profesionales de analítica web a nivel nacional.
Ha sido nombrada en octubre 2012 como una de las 100 Mujeres Líderes en España en la categoría de Emprendedoras e Innovadoras por Mujeres&Cia (www.lastop100.com).
Es autora de los libros “Analítica Web en una Semana” (Gestión 2000, 2012), “El Arte de Medir” (Profit, 2011) y “Métricas del Marketing” (Esic, 2010).
Es la directora del primer máster español en Analítica Web en Kschool y participa como docente en la Universidad Politécnica de Valencia y Francisco de Vitoria además de en diversas escuelas de negocio.
Única española finalista en 2011 al premio internacional de Excelencia Web Analytics Rising Star de la Web Analytics Association.”

Twitter Google+ 

One Response to IoT: La mayor parte del conocimiento se extraerá de máquinas

  1. Pat octubre 29, 2015 at 2:04 pm #

    Muy bueno Gemma, me ha gustado mucho. Sobre todo el acento que le pones en el post al hecho de que en realidad todos los datos y toda la información va de entender a las personas y entender cómo se relacionan con el mundo.

    Es fácil perderse en las plataformas tecnológicas, en las masas ingentes de información y en las múltiples variables que se pueden extraer de un análisis, pero al final de lo que estamos hablando es de personas.

    Matizo que es cierto que ahora la tecnología nos permite llegar al consumidor a tiempo real en cuestión de segundos y hacerle una oferta microsegmentada, algo que está haciendo ya el Real Time Bidding. Sin embargo en otro tipo de dimensiones queda mucho.

    Es preciso hacer cambios internos en las empresas y en su cultura para poder aprovechar al máximo las sinergias que nos permiten los avances tecnológicos. Por ejemplo en el caso de la comunicación, sigue habiendo muchos aspectos incapaces de ser automatizados, como el lanzar un mensaje creativo aprovechando el impacto de una noticia.

    Lo más relevante es que ahora se nos abre un mundo de oportunidades, la pregunta es si tenemos “la cabeza amueblada” para ser capaces de aprovecharlas.

    :)

    Genial el post!

Hecho con cariño desde Madrid por las Madrid Geek Girls.